en ,

Sabores: Leche de Cáñamo

Esta receta es muy sencilla y sus aportes son tremendos, como por ejemplo para que tu cuerpo construya fácilmente proteínas.

¿Qué necesitamos?:

  • 100 gramos de semillas de Cáñamo
  • 1 litro de agua

Primero vamos activar las semillas en 1 litro de agua. Este proceso consiste en despertar la semilla y liberar más nutrientes. La activación consiste en remojar las semillas por 8 horas cambiando el agua 2 a 3 veces.

Luego colamos las semillas y las mezclamos con el litro de agua

Procesamos la semilla en una licuadora o con una “mini pymer” por 2 minutos aproximadamente.

Con un colador o filtro de género vertimos la mezcla separando así la fibra de nuestra leche.

Obtendrás 1 litro de liquido blanco muy similar al color de la leche. A este líquido usualmente se le llama leche vegetal, pero en vista que no es por definición una leche, para nosotros será bebida vegetal de Cáñamo.

2 interesantes aplicaciones:

Si mezclas 300 ml de tu bebida vegetal de Cáñamo con un plátano y una cucharada de miel artesanal, obtienes una rica leche con plátano que seguramente te llevará a tu infancia.

Si mezclas 150 ml con una palta, sal y limón a gusto conseguirás una salsa especial para tus snack con amigos o para untar en tus meriendas.

No olvides que las preparaciones anteriores aparte de ser deliciosas están aportando una gran concentración de proteínas.

Comentarios

Respuesta

    Un Ping

    1. Pingback:

    Agregar un comentario

    Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

    Loading…

    0

    Comments

    0 comments

    Autoridades llaman a prevenir situaciones de riesgo para evitar incendios forestales en Fiestas Patrias

    Seremi de Energía y Superintendencia de Electricidad y Combustibles fiscalizan fondas del Parque Bicentenario