in

Nonguén: Los esfuerzos para conservar una Reserva Nacional inserta en el Gran Concepción

La Reserva Nacional Nonguén (RNN) es un área de alto valor ambiental de 2 mil 931 hectáreas, de las cuales 600 forman parte del territorio de la comuna de Concepción y 2 mil 331 en Chiguayante. El municipio de Hualqui ha sido siempre considerado dado que colinda con la zona sur, y desde donde se identifican amenazas de las que la administración local ha estado siempre preocupada.

Incendios forestales, pastoreo en el ecosistema boscoso, pesca y caza clandestina, crecimiento urbano, prácticas productivas no sustentables y extracción de flora y fauna son las banderas de lucha de Conaf, de organizaciones sociales y los 3 municipios con influencia territorial, cuyos alcaldes incorporaron la conservación dentro de sus compromisos de campaña.

La historia se remonta a 1911, cuando luego de la expropiación de 29 predios que fueron traspasados al fisco, surge el fundo “El Fiscal”, con el propósito de proteger la producción de agua potable para el sector metropolitano adyacente, medida que posibilitó la mantención de la cobertura de bosque nativo del sector.

Con el tiempo, se desarrollaron una serie de estudios de esta zona, como  el del Centro Eula de la Universidad de Concepción, que da cuenta que sólo 3,2% del bosque nativo regional se encontraba bajo protección. La formación vegetacional “Bosque Caducifolio de Concepción”, representada como un último fragmento relevante de bosque nativo en la actual Reserva Nacional Nonguén (RNN), no disponía, hasta ese entonces, de ningún sistema de resguardo oficial para su conservación.

Pasaron 98 años de gestiones para que mediante D.S. N°132 del 30 de diciembre de 2009, se creara la Reserva Nacional Nonguén, pasando a ser parte del Sistema Nacional de Áreas Silvestres Protegidas del Estado (Snaspe) bajo administración de la Corporación Nacional Forestal (Conaf).

 

Área de influencia

La Reserva Nacional Nonguén (RNN) es un área de alto valor ambiental de 2 mil 931 hectáreas, de las cuales 600 forman parte del territorio de la comuna de Concepción y 2 mil 331 en Chiguayante. El municipio de Hualqui ha sido siempre considerado dado que colinda con la zona sur, y desde donde se identifican amenazas de las que la administración local ha estado siempre preocupada.

El fragmento más relevante de Bosque Caducifolio de Concepción se encuentra precisamente en la RNN, convirtiéndola en un territorio imprescindible para conservar, considerando que el resto de esta conformación se distribuye sólo en pequeños fragmentos en el resto de la Región del Biobío, particularmente en la Cordillera de la Costa.

 

Valor ambiental

Juan Carlos Hinojosa, director de Conaf en la Región del Biobío, comentó que la Reserva Nacional Nonguén tiene atributos ambientales únicos para el país, debido a que es uno de los últimos remanentes de la zona de transición entre bosques de Ecosistema Esclerófilo Maulino (bosque seco) con el de la Selva Valdiviana (bosque lluvioso), lo que se conoce como ecotono.

“Esta característica le otorga a la Reserva un amplio rango de biodiversidad, ya que es posible encontrar un ensamble con especies de ambos ecosistemas coexistiendo en una misma área, lo que lo convierte en un bosque irremplazable”, detalló el director.

A este atributo, se suma el valor que tiene para la comunidad por los servicios ambientales que otorga, ya que no sólo tiene un valor recreativo y cultural, sino que además provee agua potable a la comuna de Penco, manteniendo un flujo constante en invierno y verano incluso en épocas de sequía. Esto se debe únicamente a la presencia del bosque, que absorbe la precipitación en invierno evitando inundaciones en las poblaciones que se encuentran aguas abajo, liberándola cuando el nivel de los caudales disminuye en la época estival.

 

Riesgos y amenazas

Para Juan Carlos Hinojosa, las amenazas que ponen en riesgo la Reserva no han cambiado “aunque sí su periodicidad y frecuencia, siendo las principales los incendios forestales y la corta ilegal de árboles, principalmente Roble para venta de leña”, sostuvo el director regional.

Así también, el estudio “Determinación de Zona de Influencia Ecológica (ZIE) de la Futura Reserva Nacional Nonguén, Provincia de Concepción” encargado por Conaf en 2010, se refiere a las amenazas crecientes que en orden de importancia son extracción de leña para fines comerciales, incendios forestales de origen antrópico, pastoreo en el ecosistema boscoso, crecimiento urbano, prácticas productivas no sustentables en el área de influencia, caza clandestina y extracción de valiosos ejemplares de flora y fauna existentes en el predio.

Coincidiendo con este diagnóstico, Mauricio Soto, presidente del Consejo Consultivo para la Reserva Nacional Nonguén, agregó otro factor de amenaza: la expansión del Gran Concepción.

 

Crecimiento de ciudades

“Las ciudades vecinas van comprimiendo la Zona de Influencia Ecológica (ZIE) del santuario, es decir, un cordón de varios kilómetros de ancho y largo que lo circunvalan. A medida que las ciudades crecen, la presencia humana termina afectando el entorno y no hay que esperar que éstas lleguen a colindar con la reserva”, sostuvo Soto.

Los Instrumentos de Planificación Territorial (IPTs) no necesariamente consideran el valor ecológico, lo que se puede hacer o no respecto de la zona de influencia y los sub corredores biológicos. Soto señaló que “se ha comprobado, por ejemplo, la conexión biológica entre la RNN con el cerro Caracol y el cerro Manquimávida”.

 

Desafíos municipales

La Asociación de Municipalidades para la Preservación de la Biodiversidad en el Territorio Nonguén y Otros Ecosistemas se constituyó oficialmente el 9 de enero de 2015. Compuesta por los municipios de Chiguayante, Hualqui y Concepción, su principal objetivo es preservar el último relicto de bosque caducifolio presente, además de otros ecosistemas que han sido priorizados en el territorio metropolitano, como lagunas urbanas, humedales y marismas, ríos y esteros, corredores biológicos, entre otros.

En un análisis del Registro Único de Asociaciones Municipales con personalidad jurídica de derecho privado que mantiene en su página web la Subsecretaría de Desarrollo Regional (Subdere), es posible identificar un total de 59 asociaciones a nivel nacional. De éstas, sólo 3 dicen relación con áreas protegidas, pero la asociación orientada al territorio Nonguén es la única en el país que pone su foco en la preservación de un área silvestre protegida perteneciente el Snaspe, en este caso la Reserva Nacional Nonguén y de su entorno, reflejando de esta forma el compromiso de estos municipios con mejorar el nivel de protección de esta unidad, comentaron desde Conaf.

“Buscar formas de asumir acciones en favor de la RNN fue un compromiso de campaña de los tres actuales alcaldes en ejercicio y la asociación es la respuesta de valorizar nuestros territorios. Nos hacemos cargo colectivamente, trabajando con equipos profesionales, con un consejo consultivo ciudadano cada vez más activo, y gestionando vínculos y apoyos que hemos construido con servicios públicos y organismos internacionales de conservación, entre otros”, comentó el alcalde de Concepción, y presidente de la asociación, Álvaro Ortiz.

 

Resultados de los Esfuerzos

En septiembre de 2017 se suscribió un convenio específico entre la asociación y Conaf, con el objetivo de aunar esfuerzos en materias como educación ambiental, planificación territorial, estudio y protección de la biodiversidad, búsqueda del financiamiento para lograr la construcción de infraestructura, promoción del aprecio y conocimiento de la Reserva Nacional Nonguén por parte de los habitantes de las comunas integrantes, prevención y control de incendios forestales, como de otras amenazas.

El alcalde de Concepción destacó que esta asociación permite enfocar gestiones y recursos. “Algunos proyectos concretos que hemos terminado son los Planes de Contingencias frente a Desastres donde estudiamos y documentamos la multiamenaza y desde ahí poder fundamentar líneas de trabajo. También un plan de Gestión Asociativo de Áreas Verdes y su vinculación con el Macro Paisaje del Territorio Nonguén”.

Antonio Rivas, alcalde de Chiguayante, destacó el inicio de un proceso de concientización en materias medioambientales en general y de preservación de la biodiversidad que presenta la RNN en particular.

“Chiguayante tiene un gran potencial. Nuestra comuna tiene la gran oportunidad de constituirnos en una ciudad modelo en materia de sustentabilidad, y para poder lograrlo es necesario una gestión que incorpore a todos los sectores de la sociedad”, dijo el edil.

Por su parte, el alcalde Hualqui, Ricardo Fuentes, señaló que “esta instancia nos permite estar representados legalmente y, por otro lado, buscando recursos y convenios, realizando jornadas de reconocimiento para así generar conciencia y comprender que somos parte de la Reserva junto a las otras comunas”.

 

De Reserva a Parque

La asociación se encuentra apoyando la iniciativa impulsada por parte de Conaf Región del Biobío, que promueve recategorizar a la actual Reserva Nacional Nonguén bajo la categoría de Parque Nacional, para lo cual, a mediados de noviembre de 2018, su presidente, el actual alcalde de Concepción, le envió una carta a la ministra de Medio Ambiente, manifestando su disposición a colaborar para el pronto logro de la anhelada categoría de Parque Nacional.

Mauricio Soto, del Consejo Consultivo de la RNN, consideró que el desafío para esta zona es que se mantenga en superficie y condiciones. “La recuperación de zonas degradadas, infraestructuras, hacer un punto de escuela y conservación ambiental. La Reserva debe mantenerse no con un Parque Nacional, sino como un santuario reservorio ambiental”.

Desde su perspectiva, Antonio Rivas consideró favorable la categoría de Parque. “La comunidad de Chiguayante aspira al buen uso y preservación del futuro Parque Nacional Nonguén, para lo que necesitamos continuar con los estudios de factibilidad para acumular los conocimientos necesarios que permitan preservar las especies que allí se encuentran y avanzar en la obtención de recursos para desarrollar infraestructura y equipamiento necesarios para impulsar actividades vinculadas al turismo, poniendo en valor y conectando el Parque Nacional Nonguén con el Río Biobío al año 2021”.

Así también lo aseguró el alcalde de Concepción. “Un desafío clave e inmediato es obtener la categoría de Parque Nacional, esa es la máxima protección del Estado en lo que refiere a áreas silvestres protegidas. Mientras más protección oficial tenga la RNN más aportamos en su conservación”.

Juan Carlos Hinojosa, director regional de Conaf Biobío, complementó las opiniones edilicias. “La recategorización como Parque le otorgará a la Reserva un nivel de conservación más estricto, limitando las acciones que afecten el ecosistema al interior de la unidad y creando zonas de preservación, lo que significa que habrá sectores cuyo único fin será la mantención del hábitat para las especies presentes, excluyendo la influencia de la presencia humana en dichos sectores, reduciendo en parte las amenazas a la fauna principalmente”. 

 

José Manuel Rebolledo director ejecutivo de CONAF

 

“Nuestro objetivo es lograr la reclasificación de la Reserva Nacional Nonguén y otorgarle categoría de Parque Nacional”

 

¿Cuáles son los principales objetivos trazados por la actual administración para la Reserva Nacional Nonguén?

Esta administración se ha establecido como principal objetivo el lograr la reclasificación de la Reserva Nacional Nonguén y otorgarle la categoría de parque nacional, que será la primera área silvestre protegida periurbana del país.

La idea es reconocer el valor ambiental de este territorio, que si bien es modesto en superficie, ya que alcanza sólo 3 mil hectáreas, se constituye en el principal remanente de bosque nativo en una zona altamente impactada por el desarrollo urbano e industrial y por la fragmentación generada por las plantaciones forestales que la rodean.

En otro ámbito, estamos trabajando en la formulación de un proyecto de infraestructura que considera la construcción de un centro de información ambiental, infraestructura administrativa, viviendas para nuestros guardaparques, servicios sanitarios, cafetería y portales de acceso para recibir visitantes de Hualqui y Concepción.

¿Está la Reserva lista para ser Parque Nacional? ¿Qué falta? ¿Está entre las prioridades de Conaf cambiar el estatus de Nonguén?

La Corporación se encuentra empeñada en llevar a término el proceso para poder cambiar la categoría de la actual Reserva Nacional Nonguén y que se transforme en Parque Nacional.

Para ello y siguiendo la metodología concordada entre los ministerios pertinentes, se elaboró un informe técnico justificatorio que concluyó  que aproximadamente un 80% del territorio de la actual reserva, califica para el cambio propuesto.

Dicho expediente se encuentra para ser presentado ante el Consejo de Ministros para la Sustentabilidad, el que deberá dar la validación política. Con posterioridad a ello, sólo es necesario tramitar el Decreto Supremo que oficializa el cambio.

En Chiguayante buscan que exista ingreso también por dicha comuna, dado que tienen más del 80% de la Reserva ¿Es viable?

Esta es una aspiración compartida también por Conaf, lo que se refleja en el proyecto que busca la mejora de la infraestructura, ya que se contempla construir dos nuevos portales de acceso para favorecer a los residentes de Hualqui y Chiguayante, dotándolos con servicios como senderos y sitios de merienda.

Para poder concretar esta aspiración, es importante advertir que previamente es necesario asegurar que parte de los caminos que la conectan con dichos centros urbanos, cuenten con las respectivas servidumbres de paso, ya que son actualmente caminos privados.

¿Cuáles son las características en cuanto a flora y fauna de la reserva? ¿Existe un catastro de las especies presentes?

Este espacio natural cuenta con 97 especies de flora nativa diferentes, constituyendo un bosque alto dominado por el Roble, que es acompañado del Coigüe, Peumo, Olivillo, Boldo, Lingue, Laurel y excepcionalmente Raulí.

En cuanto a la fauna, esta reserva es refugio para 105 especies, 7 de las cuales son anfibios, 8 reptiles, 68 aves y 22 mamíferos, algunas de ellas en precario estado de conservación.

En la formulación de su nuevo plan de manejo, se identificaron al marsupial Monito del Monte, la Güiña que es un pequeño felino, al Pudú y al Zorro como sus especies nativas carismáticas y también con problemas de conservación.

Se inició además un monitoreo de 60 puntos fijos con cámaras trampas, para conocer la composición y evolución en la dinámica de las especies objetos de conservación, como son el Pudú, la Güiña y el Zorro.

¿Existen especies amenazadas actualmente? ¿Existe algún trabajo específico con alguna especie por parte de Conaf?

Respecto de especies con problemas de conservación, esta reserva mantiene una pequeña población de Pitao (Pitavia punctata) uno de los árboles nativos más amenazados de Chile y declarado monumento natural.

Otra relevante es el Michay araucano (Berberis negeriana), arbusto nativo de llamativas flores que se encuentra clasificado como en peligro crítico de extinción, conociéndose en la actualidad, sólo tres poblaciones en Chile, incluyendo la que se protege en la Reserva Nonguén.

Entre la fauna amenazada, las más destacables son la Güiña, recientemente detectada mediante cámaras trampa, el pez Carmelita de Concepción y el Cangrejito Tigre, ambas en serio peligro de extinción.

¿Está la Reserva apta para la visita de personas discapacitadas?

Progresivamente hemos ido avanzando hacia asegurar la inclusión de toda la ciudadanía. Hace un par de años construimos una rampa para sillas de rueda en el sector de área de merienda que resultó con problemas de diseño,  pero que nos sirvió de aprendizaje, que pudimos aplicar a un nuevo sendero inclusivo en el sector de La Confluencia, uno de los principales atractivos de la Reserva.

En materia de restauración ¿Cuál es el trabajo que se está realizando en la Reserva?

El año 2011, con el apoyo del Laboratorio de Ecología del Paisaje (LEP) de la Universidad de Concepción, se dio inicio a un proceso de restauración ecológica de 5 hectáreas. Durante los dos primeros años se plantaron 3 mil 366 plántulas de 14 diferentes especies, como Roble, Quillay, Peumo, Olivillo, Murta y Coigüe.

A partir de 2017 este ensayo se amplió en 2 hectáreas adicionales, donde se incluyeron 8 mil plantas nativas más. Los objetivos son reducir el grado de fragmentación de los bosques naturales, recuperar hábitat de especies de flora y fauna de la zona costera y los atributos ecológicos para la provisión de servicios ecosistémicos.

¿Qué opina de las aseveraciones que indican que los monocultivos están incidiendo negativamente en su biodiversidad?

Para Conaf más que las plantaciones aledañas, las especies exóticas presentes al interior de la unidad son actualmente nuestro principal desafío, el que se debe orientar a revertir dichos procesos, restaurando ambientalmente esos espacios al interior de la reserva.

En las plantaciones forestales aledañas, se debe avanzar para que los propietarios, en especial las empresas del rubro, asuman como complemento de su negocio el establecer condiciones mínimas de conectividad ambiental protegiendo los remanentes de nativo existentes en sus áreas de protección, así como minimizar los riesgos asociados a incendios forestales.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Cargando...

0

Presidenta Comisión Medio Ambiente del Senado: “El Ejecutivo debe ser claro en materia medioambiental y explicar lo ocurrido en Parque Patagonia”

Bernardo Larraín Matte: “Debemos procurar la transformación digital, la economía circular y la trazabilidad ambiental y social”